1987-2017: Treinta años del periódico Rojo y Negro. Del ayer al hoy del Anarcosindicalismo en Acción

Artículo de Jacinto Ceacero publicado en el Rojo Negro nº 318 de diciembre

La cabecera Rojo y Negro, como órgano de expresión de la organización a nivel confederal surgida del Congreso de Unificación de 1984, se adopta a partir de diciembre de 1987 (nº 0, si bien el nº 1 se publica en enero de 1988), recuperando una cabecera que ya existía desde 1984 como medio de comunicación de los sindicatos de Málaga de CNT-AIT “aperturistas” y proclives a la reunificación del anarcosindicalismo, dividido desde el V Congreso de CNT en 1979, y de la que se habían publicado tres primeros números en los meses anteriores al Congreso de Unificación de 1984. Así lo recoge la entrevista realizada en el periódico RyN a su primer director, Juan Luis González, publicada en el número 275 correspondiente al mes de enero de 2014, y en el libro de 2015, compilatorio de textos de Juan Luis González, editado por Queimada tras su fallecimiento, Años de sueño y plomo.

El número 1 de la cabecera Rojo y Negro (RyN), datado en enero de 1988, como órgano de expresión de la Confederación Nacional del Trabajo, incluye en su editorial titulada “Algo empieza a moverse”: “Válganos por hoy saber, como demuestra la información recogida en este primer número, que algo empieza a moverse en esta sociedad, cercana al fin de siglo, y la CNT, con todas sus carencias y titubeos, con sus ilusiones y alentadora trayectoria, va a estar ahí para vivirlo, cada día con mayor fuerza y protagonismo, despertando simpatías y solidaridades. También (atención) enemistades. ROJO Y NEGRO, por su parte, se compromete desde hoy a estar para contarlo. Y que todos y todas lo veamos”.

Ese era y es el compromiso vigente de la organización anarcosindicalista CNT, hoy CGT, surgida tras el Congreso de Unificación en 1984, y ese el compromiso de su órgano de expresión, servir como herramienta para animar el debate libertario, de divulgación interna y externa para intervenir y crear pensamiento libertario en la sociedad de su tiempo.

En un formato, tamaño “sábana”, los números 1 y 2 de RyN dan paso, a partir del número 3, a un formato de periódico semejante al actual, llegando a publicarse siete números en el año 1988, contando como primer director a Juan Luis González y fotomecánica a Carlos Peña, debiendo reconocerse que este primer equipo, con su dirección a la cabeza, es quien funda, auspicia, idea, diseña, da sentido… a esta publicación Rojo y Negro, así como a la revista Libre Pensamiento, cuyo primer número ve la luz en mayo de 1988 como Taller de Debate Confederal, dotando así, a esta renovada y unificada organización anarcosindicalista, de un órgano de expresión y comunicación y de una revista de la que carecían y que precisaban, habida cuenta de la tradición anarquista y libertaria por crear publicaciones desde las que hacer llegar los mensajes para la transformación social.

Pero, como se recoge en el libro editado por CGT 25 aniversario del Congreso de Unificación (1984-2009), previo a que se eligiera RyN como portavoz de la CNT Unificada, se utilizó la cabecera Solidaridad Obrera como órgano de expresión semanal en Barcelona de la CNT, fundado el 19 octubre de 1907, para transmitir a la sociedad, a los centros de trabajo y al conjunto de la clase trabajadora, el nuevo enfoque del anarcosindicalismo, el pensamiento libertario. Así ve la luz de nuevo la SOLI con el número Cero editado el 16 de marzo de 1985 y con una nueva cabecera que no indicara CNT, llegándose a editar hasta el número 6 en enero de 1986. Finalmente por problemas con la titularidad de la cabecera, se optó por la cabecera RyN como portavoz de la CNT Unificada.

A partir del número conjunto 12-13 de mayo-junio de 1989, se cambia el diseño de la cabecera Rojo y Negro, se añade lo de II Época y pasa a ser el órgano de expresión de la Confederación General del Trabajo CGT (CNT), dado que en el Congreso Extraordinario para la ratificación el cambio de siglas fue el 29 de abril de 1989.

Desde este primer periodo, Rojo y Negro es la columna vertebral de la organización al ser entendido como elemento de divulgación, de propagación de las ideas libertarias, del transcurrir de la organización, habiendo sido incluso en estos primeros tiempos, dadas las circunstancias excepcionales de reafirmación de las señas de identidad de la organización, de adopción de nuevos estatutos, un órgano también de debate para resolver problemas internos organizativos y estratégicos. Es un medio que sirve para cohesionar, para hacer organización; es una herramienta, que sigue una vida muy en paralelo a la revista Libre Pensamiento dado que su director era el mismo en los primeros momentos.

Con el número 16, empieza una nueva época, la III Época en enero de 1990, tras el XI Congreso Confederal celebrado del 1 al 3 de diciembre de 1989, cuando se dota de un nuevo director, José Manuel González de la Cuesta, siendo elegido secretario General Emilio Lindosa, tras retirar la candidatura Juan Luis González, figurando en la cabecera la frase “Órgano de expresión anarcosindicalista. Comité Confederal CGT (CNT).

Con el número 17 de febrero-marzo de 1990, aparece un nuevo diseño de la cabecera y en el número 18 de abril–mayo, desaparece el epígrafe director y se señala como Coordinación, Gerardo Sardá y José María Olaizola, dejando de figurar en la cabecera CGT (CNT) y pasado a ser directamente CGT.

En el número 24, de abril de 1991, se une como Coordinadores junto a Gerardo Sardá y José María Olaizola, Paco Bartual, siendo además quien diseña y maqueta, función que venía desempeñando desde el nº 18.

En octubre de 1991 sale el número 27 en una IV Época con un nuevo diseño de la cabecera Rojo y Negro, apareciendo como redacción, y no como dirección, Chema Berro, José Luis Ibáñez, Antonio Rivera y Luis de Iturriaga, y trasladando la redacción a Vitoria/Gasteiz. En el siguiente número 28, en noviembre de 1991, deja de estar Luis de Iturriaga y se incorpora Javier Aisa.

En marzo de 1992, el número 32 inaugura otro nuevo diseño de la cabecera, en el número 33 aumenta el número de personas en redacción con Celeste Galdo y Mª José Álvarez y en junio de 1992, en el número 35, figura como coordinador Chema Berro hasta el número 44 de abril de 1993 en que aparece como coordinador Mikel Galé.

En el número 100 de mayo de 1998 se imprime la portada, contraportada y páginas centrales en color y un diseño renovado de la cabecera, aunque con el número 103 vuelve el blanco y negro. Será a partir del número 136, en septiembre de 2001, cuando vuelve el color a la publicación, justo con la llegada de Eladio Villanueva a la Secretaría General tras el Congreso de Valladolid.

En el número 182 de septiembre de 2005, la redacción vuelve a Madrid en la sede del Comité Confederal. Será en octubre de 2005, número 183, tras el XV Congreso en Valencia, cuando aparezca como director Francisco Álvarez. Su dirección dura poco ya que, en diciembre de 2005, el número 185 carece de dirección habiendo sido redactado directamente desde la sede del Comité Confederal. Desde el número 187 de enero de 2006 RyN lo coordina Irene y en marzo de 2006 el número 189 pasa a coordinarlo y maquetarlo Roberto Blanco. Por su parte, el número 190 de marzo de 2006 lo coordina Andrés R. Amayuelas y el número 191, en mayo de 2006, lo coordinan Irene, Antonio J. Carretero y Roberto Blanco para que finalmente con el número siguiente, 192, pase a ejercer la dirección Roberto Blanco.

En junio de 2007, comienza la Época V con el número 203 y es en junio de 2009, en el número 225, cuando aparece el nuevo director elegido en el Congreso de Málaga, Antonio J. Carretero, produciéndose un nuevo diseño de la cabecera. Este director ejerce hasta el número 257 de mayo de 2012, ya que los números 258 al 261 los dirige el SP Confederal. Finalmente, desde el número 262, la dirección la ejerce Paqui Arnau hasta la fecha, continuando con la misma cabecera.

Tras este repaso histórico, me atrevo a invitar a la revisión de todos los números editados ya que es un verdadero placer y un excelente ejercicio de memoria, ver reflejado en nuestro periódico el devenir de la organización, su día a día, las preocupaciones por las que atraviesa, su vida orgánica, sus luchas sindicales y sociales, porque ahí está su sentir, su palpitar, las personas que han ido significándose, los conflictos, las luchas, las circunstancias que han rodeado a la organización y también la actualidad de nuestro país y el resto del mundo.

Estamos ya en el número 318 de RyN, lo que supone que se han publicado miles de páginas, miles de artículos, de noticias, han intervenido centenares de autores y colaboraciones… El esfuerzo de revisión ha significado un repaso, un paseo por la historia del anarcosindicalismo, del movimiento libertario, fundamentalmente en nuestro país pero también en el resto del mundo junto a una revisión, bajo el prisma libertario, de lo acontecido en los últimos treinta años en la sociedad española y mundial.

Sí, treinta años es ya mucho tiempo, un tiempo muy importante, como para que CGT se sienta satisfecha de disponer de una cabecera, Rojo y Negro, de una herramienta de comunicación, para la transformación social, para la participación de personas, sindicatos y entes orgánicos, que viene siendo indefectible, periódica, mensualmente, su órgano de expresión, con lo que eso significa desde el punto de vista cuantitativo y cualitativo, al tratarse de una publicación que roza una tirada de cuarenta mil ejemplares, lo que representa la publicación anarcosindicalista más importante del mundo, propia de la organización anarcosindicalista más importante del mundo como es CGT.

Las herramientas Rojo y Negro junto con Libre Pensamiento surgieron para cumplir, en sus orígenes, la misión de cohesionar la CGT unificada resultante, para continuar como periódico candil para la intervención ideológica libertaria, abierto a la acción sindical, laboral, social, memorialista, de género, internacional, artística… con suplementos, separatas y Addenda Cultural para contribuir a que seamos más libres, más humanos.

La CGT no puede ni espera nada del Estado, de las instituciones, siendo sometida al olvido, a la ocultación sistemática en los medios de comunicación públicos y privados de forma consciente. Pero siendo conscientes de ello, CGT está rompiendo ese muro de silencio a que se ve sometida por el poder y está creando sus propios medios de comunicación, en papel, digitales y audiovisuales. La realidad no la van a ocultar y CGT forma parte de esa realidad.

Como órgano de expresión de una organización libertaria, RyN es un proyecto colectivo en el que están implicadas muchas personas redactoras, artistas, ilustradoras, activistas sociales, junto a entes y movimientos sociales y sindicales, etc.

Pero la historia no acaba aquí, la CGT sigue evolucionando, creciendo y adaptándose a los tiempos y para ello se creó Rojo y Negro digital en enero de 2003 contando como responsable a Carlos Peña, veinte años después de aquel primitivo RyN en papel de los sindicatos de Málaga. Y también se ha creado recientemente la televisión RyN como medio audiovisual que lucha abiertamente porque el pensamiento libertario ocupe su espacio en la sociedad actual.

RyN intenta seguir mejorando, creciendo, consolidando, evolucionando, captando el máximo de participación, en la medida que lo hace la organización anarcosindicalista a la sirve, siendo consciente de la revolución tecnológica a la que asistimos y que sin duda supondrá una reflexión sobre sus futuros formatos, periodicidad y contenidos.

Larga vida a RyN en su permanente diálogo libertario con la sociedad, en su lucha contra el muro de silencio, en su lucha contra el ostracismo impuesto de las instituciones, en su divulgación del anarcosindicalismo en acción, en su contribución a la formación y construcción de una sociedad libertaria. Larga vida a una publicación abierta a la sociedad que llega a las bibliotecas, ateneos, centros de estudios, colectivos sociales, sindicatos… para plantear alternativas y visiones libertarias a los grandes temas de actualidad social, económica, laboral, política, ecológica, de género… que se plantean en nuestro país y en el mundo entero.

Esta entrada fue publicada en Acción Social. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *