CGT manifiesta su repulsa a las desapariciones forzosas en el 4º aniversario de la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa

Cuando en México desaparecen a jóvenes, estudiantes, periodistas, militantes de movimientos sociales, mujeres y niñas nos están robando el futuro.

 

SECRETARIADO PERMANENTE DEL COMITÉ CONFEDERAL DE LA CGT

Cuando en México los malos gobiernos no solo no buscan a los desparecidos sino que forman parte del entramado que permite que el país se llene de fosas y tristeza, están poniendo de manifiesto su intención de destruir cualquier semilla de vida y transformación.

Hoy se cumplen cuatro años de la desaparición forzada de los estudiantes de Ayotzinapa y somos miles de personas, millones de muchas partes del mundo los y las que les llevamos en nuestro corazón y seguimos exigiendo su aparición con vida.

¡Porque vivos se los llevaron, vivos queremos que regresen!

Hoy especialmente nuestro camino se cruza con el de las y los familiares y amigos que siguen incansablemente buscando. Sus hijos son semilla, esperanza y lucha que nos recuerdan la urgente necesidad de seguir en las calles, de organizarnos para parar esta barbarie de desapariciones y muerte. De la importancia de no olvidar.

Desde la Confederación General del Trabajo (CGT) nos mantendremos en alerta, atentas a nuestros compañeros y compañeras que siguen buscando a sus hijos, hermanos y compañeros pese a las trabas gubernamentales, las amenazas y coacciones.

Mantendremos nuestro compromiso de seguir denunciando y difundiendo los crímenes perpetrados por el Estado en un intento de frenar los valientes proyectos que tratan de cambiar el rumbo del país para llenarlo de dignidad.

Y nos sumamos al llamamiento internacional por el recuerdo de los 43 estudiantes desaparecidos y en solidaridad y apoyo a las familias y amistades de Ayotzinapa.

« Tu hijo es mi hijo, mi hija es tu hija »

Por todas las personas muertas y desaparecidas.

Contra la impunidad.

Esta entrada fue publicada en Acción Sindical. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *